Hotel Casa Albertí

Hotel con ambiente muy familiar en una casa señorial declarada Patrimonio Histórico Cultural

Reservar hotel

Tanto su ubicación como las dimensiones de sus habitaciones van en concordancia con la estructura original de la casa, haciendo que cada una de ellas sea única y tenga su propio carácter. Hay habitaciones ideales para familias, para parejas y para aquellos a los que les gusten los espacios más recogidos y románticos. Eso sí, todas las camas son muy confortables y la decoración combina telas de tejidos naturales con muebles vintage.lo que hace de cada estancia un lugar muy cálido y acogedor.

Casa Albertí tiene 7 habitaciones con baño propio. Todas ellas son confortables,amplias, acogedoras y con mucha luz y ventilación natural

Para los días de más frescos el hotel dispone de calefacción y para los días calurosos en los que ni la ventilación cruzada de las ventanas abiertas alivia, tienen aire acondicionado. Al final de las escaleras que parecen llevar al cielo: la terraza, el ‘belvedere’ de los amaneceres más maravillosos, de los tejados, los campanarios, los palacios y el puerto de Mahón. Un lujo para los sentidos. 

Por las mañanas… ese olor a café recién hecho y a tostadas calentitas… En Casa Albertí se desayuna bien, abundante y variado, muy variado: fruta fresca, cereales, yogur, miel de Menorca, variedad de panes, quesos y embutidos, tortilla de patatas, mermeladas ecológicas, bollería típica de la isla, zumo recién exprimido, café, té y variedad de leches. 

A las 8 ya está el primer buffet montado y se puede desayunar hasta las 11.30h!!

Para los huéspedes con alergias o intolerancias, se adaptan a cualquier necesidad que pudiera surgir durante la estancia en el hotel 

El servicio de limpieza de habitaciones es diario y la ropa de cama y toallas se cambian cada tres días, a no ser que  indiquen lo contrario. Menorca es una isla de recursos naturales limitados y  Casa Alberti  es consciente de ello y desea contribuir a su cuidado.

En Casa Albertí no hay conexión de televisión en ninguna de las habitaciones. Para ver una película o una serie, hay una pantalla con conexión a internet y cuenta Netflix en la biblioteca, junto al salón.

Todas las habitaciones y los espacios comunes son libres-de-humo. Las zonas de fumadores son, siempre y cuando no haya nadie,en el patio y la terraza de la azotea

Casa Albertí está muy bien situado,muy cerca de todo: de las playas salvajes del norte: Es Grau, El Pilar, Cavalleria, Cala Tortuga, Cala Presili o Sa Mesquida, de las calas turquesas del sur: Son Bou, Atalis, Cala Rafalet, Ses Olles, Cala Mitjana o Binigaus. Y de muchos senderos de interior y de costa como el ‘Camí de Cavalls’  que recorre el perímetro de la isla

 

Las cookies nos ayudan a ofrecer nuestros servicios. Al utilizar nuestros servicios, aceptas el uso de cookies. Más información